La hora del Bloggadillo

Un día, un buen amigo comentó lo interesante que resulta hablar con el prójimo.


Y es cierto. 


Pero leer su alma ayuda a descubrirlo en toda su inmensidad.


Y mi propósito es que se le lea… pues mucho tiene quien atesora toda la imaginería que borbotea en su blog.


Esta pequeñísima, ínfima, diminuta ventana quiere regalar un vínculo a la inteligencia de un gran corazón calvo de ojos tiernos: Juan Luis Benetó.


Vaya usted, vaya.


http://lahoradelbloggadillo.blogspot.com


disfrute, mientras posiciona la flechita con el ratón encima del enlace, de un descubrimiento ajustado a lo que entiendo como buen gusto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *